TRAUMATÓLOGO ESPECIALISTA EN LUXACIÓN DE RÓTULA EN MÁLAGA

///Luxación de Rótula
Luxación de Rótula 2018-05-28T09:02:25+00:00

En nuestro centro CAMDE disponemos de un traumatólogo para la luxación de rótula en Málaga, el doctor Vicente de la Varga, con quien lograrás una pronta recuperación tras sufrir este tipo de lesión.

Qué es la luxación de rótula

Se trata de una lesión de la articulación de la rodilla que se produce cuando el fémur y la tibia pierden el acoplamiento articular entre ambos, es decir, la rótula pierde su lugar anatómico. La luxación de rótula, al tratarse de un desplazamiento hacia delante o hacia atrás de la tibia sobre el fémur, se considera una urgencia traumatológica, que ha de ser atendida lo antes posible por un traumatólogo especialista de luxación de rótula en nuestro centro de Málaga, para lograr su recolocación y detectar las lesiones vasculares, y las posibles roturas de parte los ligamentos meniscales y óseos de la articulación.

Causas
Síntomas

Causas de la luxación de rótula

Ese tipo de lesión puede producirse cuando la rodilla sufre un golpe lateral, también cuando hay un movimiento de torsión o un giro repentino de la articulación. Normalmente se producen cuando se practica algún ejercicio o deporte y existe un cambio brusco en la dirección en la que la articulación de la rodilla se encontraba originalmente, así como en los casos de accidente de tráfico, en el que un fuerte golpe puede provocar este desplazamiento lateral de la rótula.

También puede darse por una anomalía anatómica de la articulación, como una alteración leve en la alineación de la articulación o los ligamentos elásticos.

Síntomas

La exteriorización de las consecuencias de este tipo de lesión suelen ser muy similares a otros tipos de lesiones que se producen en la articulación, así se pueden mencionar los siguientes:

  • Inflamación de la rodilla
  • Movilidad reducida, de forma que el sujeto no puede enderezar la rodilla y es incapaz o le cuesta caminar.
  • Dolor alrededor de la rótula, cuyo alivio sólo se produce mediante el tratamiento con analgésicos, los cuales pueden ser aún más intensos si la luxación viene acompañada de una fractura.
  • Deformidad de la rótula, ya que al estar la misma fuera de su posición original, es posible apreciarlo a simple vista.

Diagnóstico

El diagnóstico de la luxación de rodilla en un principio es sencillo al apreciarse una deformación en la zona anterior de la rodilla y palpar la rótula en la parte lateral de la misma. Como traumatólogo especialista en luxación de rodilla en nuestro centro de Málaga se recomienda realizar una resonancia magnética que permita determinar si existen otro tipo de lesiones como puede ser una fractura ósea o una lesión del cartílago. Resulta necesario para realizar un adecuado diagnóstico descartar que se trate de una rotura del ligamento cruzado anterior o una rotura meniscal.

Tipos de luxación de rótula

Luxación directa

Este tipo de luxación tiene lugar cuando la rótula recibe un fuerte traumatismo que la empuja de un solo golpe fuera de su lugar, desplazándola de su posición normal, rompiendo los elementos que la rodean y que se encargan de sujetar la articulación.

Luxación indirecta

La luxación indirecta de rótula se produce sin necesidad de que haya habido un golpe sobre la rodilla, sino que suele tener su origen en un movimiento brusco de la articulación como un giro en la dirección o al extender demasiado la rodilla. Se presenta normalmente en niños pequeños o en adolescente y en aquellas personas que tienen cierta inestabilidad en la rótula.

Diagnóstico

Tratamiento indicado por nuestro
traumatólogo para luxación de rótula en Málaga

El tratamiento dependerá de la gravedad y frecuencia con que se produzca este tipo de lesión.

Tratamiento conservador

Así, en el caso de las luxaciones directas se lleva a cabo una reducción de la luxación, recomendándose que la misma sea lo más fisiológica posible. Para evitar el dolor y conseguir una adecuada relajación muscular, es necesario que el paciente esté sedado. El objetivo de la misma es la recolocación de todos los componentes óseos de la articulación recuperando su fisiología y anatomía. Posteriormente se coloca una férula de yeso durante al menos 2-3 semanas para la fijación de la rodilla. Se recomienda reposo utilizando para caminar muletas.

Con carácter posterior (de 3 a 5 semanas tras la lesión) se recomienda realizar una rehabilitación con especial atención al cuádriceps, como extensiones de rodillas al borde de la cama o sentadillas apoyados en la pared. También se recomiendan ejercicios como paseos, natación o ciclismo.

Intervención quirúrgica

Por otra parte, el traumatólogo también puede determinar la necesidad de una intervención quirúrgica, la cual tendrá lugar mediante artroscopia para reparar las lesiones producidas como consecuencia de la luxación de rótula. Ésta tiene lugar cuando la fase aguda de la lesión ha concluido (entre 10 y 14 días posteriores a la luxación), de forma que la inflamación intraarticular haya disminuido lo suficiente y las estructuras internas se encuentren más consolidadas.

La intervención quirúrgica se suele recomendar cuando existen varios episodios de luxación de rótula y/o existe una persistencia en la sensación de inestabilidad y cuando existen lesiones osteocondrales.

Igualmente, tras la operación y respetando el período marcado por el traumatólogo para luxación de rótula en nuestro centro de Málaga, también se requiere de un proceso de rehabilitación posterior hasta que el paciente recupere la movilidad y la fuerza normal de la rodilla.