Tratamiento del dolor

//Tratamiento del dolor
Tratamiento del dolor 2018-05-29T12:46:23+00:00

En CAMDE, para un correcto tratamiento del dolor, llevamos a cabo un tratamiento terapéutico no farmacológico que ayuda a disminuir los síntomas de las diferentes patologías que pueden sufrir nuestros pacientes, ya sean agudas o crónicas. El tratamiento es personalizado, atendiendo a las necesidades y patología que presente cada paciente haciendo que sienta un alivio de dolor real, se reduzca la inflamación si es que hay indicios de ella, y recupere la movilidad y funcionalidad en el menor tiempo posible sin secuelas o posibles recaídas.

Como siempre, ofrecemos los mejores servicios a mano de los mejores profesionales, y es por ello por lo que nuestros especialistas en fisioterapia están especializados en las lesiones o patologías más comunes entre las que podemos encontrar: ciática, tortícolis, lumbalgia, cervicalgia, artrosis, artritis, dolor articular y muscular, fibromialgia, hernia discal, migrañas, cefaleas y vértigo.

Tratamiento de la Ciática
Tratamiento de la Tortícolis

Tratamiento de la Ciática

La ciática es una patología que afecta a un gran número de personas que presentan un dolor en la pierna asociado al dolor lumbar. Es frecuente asociar el dolor en el miembro inferior (ciática) al dolor lumbar y son muchas funciones y movimientos los que se ven afectados cuando sufrimos una patología como la tratada.

En CAMDE, la fisioterapia busca la administración de movimiento pasivo y activo del paciente, es decir, se moviliza el sistema nervioso o neurodinámica para influir mecánicamente sobre las estructuras neurales o tejidos circundantes de una forma directa o indirecta con ciertas técnicas o ejercicios que traten la zona de una forma específica.

Como ejercicio aeróbico de bajo impacto, uno de los ejercicios que recomendamos a nuestros pacientes bajo nuestra supervisión es la readaptación en piscina para trabajar rangos de movimientos más amplios sin llegar a sufrir dolor.

Tratamiento de la Tortícolis

La tortícolis, también conocida como cuello doblado, es una contracción muscular prolongada por los músculos del cuello y suele ir acompañada de un bloqueo a nivel cervical. Sentiremos una incapacidad para poder mover la cabeza en toda dirección sin sentir un intenso dolor.

El tratamiento de dolor para esta patología depende de sus causas pero de forma general, es el reposo el paso inicial. Para el mejor resultado posible, en CAMDE realizamos combinaciones de diferentes tratamientos como por ejemplo: la aplicación de calor en la zona afectada, electroterapia o movilizaciones pasivas centradas sobre todo en las cervicales, además de los masajes fisioterapéuticos que ofrecemos en nuestra clínica.

El músculo afectado de forma principal es el esternocleidomastoideo, y es por ello por lo que se busca realizar unos correctos estiramientos de dicho músculo que los pacientes realizarán con nuestra ayuda, ya que una técnica errónea puede provocar un agravamiento de la lesión.

Tratamiento de la Cervicalgia

El dolor de cuello, o cervicalgia, describe un dolor en la región cervical y puede llegar a afectar al brazo en ciertos casos. Esta patología está íntimamente relacionada con la tortícolis pero se ve causada comúnmente por una prolongada posición no fisiológica, es decir, una mala postura al dormir donde el cuello se ve sometido a una inclinación fuera de lo normal.

La cervicalgia puede resumirse en un espasmo de los músculos del cuello y hombros, es decir, una contracción muscular involuntaria y persistente. El tratamiento vendrá precedido por un diagnóstico que determine si existe o no alguna compresión nerviosa.

En el ámbito fisioterapeuta, el tratamiento del dolor se basará en una terapia manual con masajes terapéuticos con el fin de disolver las contracturas del cuello y zonas interescapulares. Hay ciertas técnicas utilizadas en CAMDE como el tratamiento con MCkenzie o la terapia Pompage, mediante las cuales con movimiento pasivos podremos devolver la movilidad de la zona al paciente.

Por supuesto, es esencial una corrección de la postura del paciente para evitar recaídas o una tediosa y larga recuperación.

Tratamiento de la Artrosis
Tratamiento de la Artritis

Tratamiento de la Artrosis

Esta patología consiste en una degeneración de los huesos que puede desembocar en una pérdida gradual e incluso destrucción del cartílago articular. Esta afección puede aparecer en diferentes articulaciones pero el tratamiento del dolor que ofrecemos en la clínica, estará adaptado a cada una de forma independiente aunque ahora lo tratemos de forma general.

Son muchos los factores que la provocan, como la edad, la obesidad, traumatistmos, etc, pero el tratamiento no es capaz de dar una solución radical ya que no es una lesión o patología que provoque simples contracturas, sino que ha dejado afectado el cartílago articular.

Aun así, hacemos siempre lo posible por nuestros pacientes y bajo nuestra experiencia en fisioterapia, lograremos mejorar y prevenir el proceso artrósico con fisioterapia específica que basaremos en la terapia manual y ejercicios de flexibilidad, además de ciertas pautas de ejercicio físico y consejos. La natación y la bicicleta serán los ejercicios esenciales para el tratamiento del dolor.

Tratamiento de la Artritis

La artritis se diferencia de la artrosis por ser una inflamación en el revestimiento de las articulaciones que nos causa calor, nos reduce el rango de movimiento, una hinchazón y dolor en la articulación. La causa no es clara aunque el sistema inmunológico del cuerpo desempeñe un papel importante.

No existe una cura para la artritis debido a que la causa no es clara, pero si pueden aliviarse los síntomas y tratar de que sus efectos causen el menor impacto posible en nuestro día a día. En CAMDE, además de ciertos consejos y mejoras en la técnica para detener o retrasar el daño articular, mediante masajes terapéuticos aliviaremos el dolor y mejoraremos las funciones y el bienestar del paciente con un tratamiento adaptado a sus necesidades y la gravedad de la artritis.

Tratamiento de la fibromialgia

La fibromialgia es un dolor en los músculos y el tejido fibroso, y se caracteriza por dolor musculoesquelético generalizado en unos puntos específicos o focos de dolor. Como síntoma principal nos encontramos con estímulos dolorosos que habitualmente no nos causan dolor alguno, además de hormigueo o rigidez generalizada.

No existe una curación definitiva para la afección tratada, pero en CAMDE si podemos mejorar el dolor y tratar los síntomas acompañantes con un tratamiento del dolor basado en fisioterapia y consejos de prevención.  Mediante masajes terapéuticos, aplicación de calor y ciertos ejercicios, podemos minimizar y hacer cada vez más leve la rigidez a la que el paciente puede verse sometido, además de aliviar los focos de dolor que habremos localizado con anterioridad. Hay ciertos factores ajenos a la fisioterapia manual  que deberán tenerse en cuenta como un descanso en una cama adecuada y adaptada, ya que es donde pasamos normalmente más de 5 o 6 horas.

Tratamiento de la Hernia discal

La hernia discal consiste en un desplazamiento de parte del disco intervertebral hacia la raíz nerviosa, sometiéndola a una presión que nos provocará un intenso dolor, pudiendo llegar incluso a comprimir todos los nervios si se trata de una herniación voluminosa.

En ocasiones, es necesario un tratamiento quirúrgico pero en CAMDE contamos con la tecnología puntera para un diagnóstico adecuado y siempre que sea posible, será con tratamientos conservadores como la fisioterapia con lo que se pondrá fin a la patología tratada.

Con masajes terapéuticos se buscará no tan solo un alivio de dolor, sino una restauración o recolocación del disco intervertebral, pero se recurrirá a otras técnicas como la aplicación de calor/hielo con el fin de suavizar los focos de dolor, además de una manipulación y uso de técnicas especializadas que ayuden a restaurar el movimiento normal de las articulaciones.

Tratamiento para el dolor articular y muscular

Ambos dolores del título pueden resumirse en trastornos o dolor musculoesquelético. Las causas pueden ser una lesión de los tendones, ligamentos o bolsas sinoviales, siendo los traumatismos la causa más frecuente de dolor.

El dolor óseo es profundo y penetrante mientras que el dolor muscular es menos intenso pero molesto y constante, siendo este provocado normalmente por una lesión que ha afectado al músculo. El dolor en las articulaciones puede estar relacionado con la artritis, pero como he dicho anteriormente puede ser causado por un traumatismo.

Con fisioterapia, trataremos inicialmente de reeducar la postura global de nuestra estructura, eliminar posibles contracturas con masajes y posteriormente controlar los factores de riesgo a los que se ve sometido el paciente para evitar una recaída.

Tratamiento de la fibromialgia
Tratamiento de la Hernia discal

Tratamiento de vértigos y cefaleas

El vértigo consiste en la sensación de falta de estabilidad y puede hacernos sentir como si lo que se encuentra a nuestro alrededor diera vueltas provocándonos náuseas, vómitos y dificultad al andar. Suele venir provocado por un conflicto de información entre los estímulos que recibe el cerebro de los diferentes sentidos como la vista, el oído y las articulaciones.

Mediante fisioterapia y una serie de ejercicios de rehabilitación vestibular se buscará reeducar los tres sistemas (vista, oído y propiocepción), ya que la vesícula sufre ante situaciones de estrés mantenido o mala alimentación.

Tratamiento de la Migraña

La cefalea o dolor de cabeza puede ser provocada por otra patología pero su origen puede estar dentro de la estructura craneal o causado por la musculatura cervical. Entre las cefaleas podemos encontrar la migraña, por lo que su tratamiento es exactamente igual, pero en caso de ser una cefalea tensional, el dolor puede durar varios días aunque acaba remitiendo aunque no sea sometido a tratamiento.

Tratamiento de la Migraña

La migraña es una enfermedad neurológica frecuente y puede provocarnos desde náuseas y vómitos, hasta sensibilidad a la luz o el ruido o cefalea pulsátil en un lado de la cabeza, pero puede llegar a ser la causante de síntomas vestibulares (vértigo, desequilibrio, mareos, etc) y auditivos  (sordera, zumbidos en el oído, etc).

En CAMDE acudiremos a un tratamiento del dolor estructural que se centrará en la pelvis, el tórax, las costillas y las tres primeras vértebras cervicales. Mediante la terapia miosfacial se buscará movilizar las suturas y abrir los agujeros de la base del cráneo liberando así la hoz del cerebro y puntos gatillo, y demás técnicas de relajación e inducción del control postural.

Pedir cita