Dr. VICENTE DE LA VARGA

TRAUMATOLOGÍA DEPORTIVA, CIRUGÍA ARTROSCÓPICA Y REGENERACIÓN DEL CARTÍLAGO

Fisioterapia readaptación y rehabilitación

PONTE EN NUESTRAS MANOS Y RECUPÉRATE

A causa del incremento de la realización de la actividad física y deportiva de la población y al mejor desarrollo de técnicas y entrenamientos de los deportistas profesionales, son cada vez más habituales los tratamientos que requieren recuperación, readaptación y/o rehabilitación tras una lesión.

Devolver la función máxima a todo nuestro cuerpo tras haber sufrido una lesión, ya sea por un traumatismo, por degeneración de los tejidos o por haber sufrido una intervención quirúrgica, eso es lo que entendemos en CAMDE como rehabilitación.

En nuestro centro buscamos un proceso de readaptación de calidad, en un espacio breve de tiempo y efectivo. Nuestro objetivo es recuperar a los pacientes en menor plazo y con las mejores condiciones posibles, evitando futuras recaídas y haciendo hincapié en la prevención de lesiones futuras, devolviendo al paciente la máxima funcionalidad posible, ya sea para sus actividades de su día a día o para volver a la práctica deportiva.

Hasta hace pocos años el ámbito de la recuperación de lesiones en cualquier paciente, ya fuese una persona sedentaria, deportista esporádica o profesional, se centraba especialmente en una función terapéutica, es decir, reducir el dolor, mejorar el rango articular,…

Gracias al avance en los conocimientos, ahora se sabe que el tratamiento de una lesión requiere de una intervención multidisciplinar (médicos, fisioterapeutas, profesionales de la actividad física, psicólogos, nutricionistas,…) para conseguir los mejores resultados en el paciente. Debido a esto, en los últimos años ha surgido nuevas técnicas de trabajo llamado readaptación física, que hace referencia a la necesidad, dentro de la recuperación de las lesiones, de ir preparando poco a poco al paciente para que pueda realizar las actividades que lleve a cabo en su vida diaria.

Qué es la readapatación y REHABILITACIÓN DE LESIONES ​

En todo caso, podríamos decir que la rehabilitación de la lesión es la parte del proceso que primordialmente es llevado a cabo por un fisioterapeuta especializado. En esta parte, el terapeuta se encarga de ayudar al cuerpo del paciente, acelerando, facilitando y guiando a las funciones biológicas para recuperar la normalidad de los tejidos que estuvieran dañados.

Por otro lado, la readaptación se sigue en función de los fisioterapeutas de nuestro centro que tiene conocimiento de ejercicio físico terapéutico, aunque también se podría combinar con el trabajo con profesionales de la actividad física con conocimientos en el ámbito de la es lesiones.

¿Para qué pacientes está recomendado nuestro programa de rehabilitación?

Para todas aquellas personas que hayan tenido una lesión o patología que le hayan supuesto una inmovilización prolongada, una intervención quirúrgica o tenga algún problema que no le permita la movilidad normal y sin dolor.

En la piscina de nuestro centro podemos realizar un programa que complemente la rehabilitación, acelerando la recuperación y con un grado de dolor mucho menor. El agua nos permite ir a una fase más adelantada de lo que podemos ir cuando trabajamos en seco, ya que la flotación del agua hace que el cuerpo pese menos y ofrece más resistencia para el movimiento, según los movimientos o materiales que los profesionales de nuestro centro decida usar en cada momento para el tratamiento.

Si el objetivo es volver al deporte, nuestros profesionales especializados en readaptación deportiva estudiarán cuál es el mejor programa para conseguir el objetivo, ya sea para participar en una carrera popular o volver a competir en el deporte de élite.

En función de la lesión o proceso, el deportista podrá necesitar también otros servicios como el estudio biomecánica de la marcha o de la pisada, un estudio nutricional, recomendaciones para la recuperación o un estudio del corazón para detectar problemas.

CUÁNDO HAY QUE COMENZAR LA REHABILITACIÓN

Si es tras una intervención quirúrgica, la rehabilitación debe empezar antes de entrar en el quirófano, es lo que conoce como rehabilitación pre-operatoria, el objetivo de esta fase es que el paciente llegue a la operación en las mejores condiciones posibles de la movilidad, estabilidad, fuerza y dolor. Está ampliamente demostrado por estudios académicos que cuanto mejor sea el estado en que se llega a la intervención médica, mejores son los resultados y más corto el periodo de recuperación.

Además, en esta fase pre-operatoria se enseña al paciente cuáles son ejercicios o cuidados que deben realizar en los primeros días tras la cirugía hasta que el médico le permita comenzar la rehabilitación post-operatoria. El tiempo que va desde la operación y la vuelta a la rehabilitación irán en función del tipo de intervención.

Si hacemos referencia a una rehabilitación traumatológica sin cirugía pero con proceso de inmovilización, la rehabilitación se deberá empezar tras la retirada de la inmovilización, lo más pronto posible. Aunque no se pueda hacer una carga o movilización completa desde el primer día que se quite el material de inmovilización, podemos comenzar a trabajar la movilidad de los tejidos, así como mejorar la vascularización de la zona mediante distintas técnicas y procedimientos.

También te puede interesar nuestro artículo sobre la fibrólisis neurodinámica.

Qué opinan nuestros pacientes

Abrir el chat