Dr. Vicente de la Varga

DR. VICENTE DE LA VARGA

Fracturas de astrágalo: clasificación y tratamiento

CAMDE
CAMDE

Clínica de traumatología y fisioterapia en Málaga

¿Qué son las fracturas de astrágalo?

¿Sabías que las fracturas de astrágalo son las segundas más frecuentes del tarso después de las de calcáneo? Casi la totalidad de este hueso está cubierto de cartílago articular, ya que se articula con la tibia, el peroné, el calcáneo, y el escafoides tarsiano.

La mayoría de las fracturas del astrágalo ocurren por traumatismos de alta energía, por lo que con frecuencia se asocian con daños graves en otras partes del organismo, que requieren ser valorados por un especialista.  Además, las fracturas de astrágalo son serias al ser un hueso denso con una pobre vascularización, lo que dificulta la consolidación de la fractura.

En las fracturas pueden estar implicadas diferentes partes del astrágalo, por lo que el diagnóstico y el tratamiento varía. 

Causas de la fractura de astrágalo

Las fracturas de astrágalo suelen estar causadas por un traumatismo violento que indirectamente provoca hiperflexión dorsal del pie lo que provoca un impacto entre el borde anterior de la tibia y el cuello del astrágalo. Generalmente, suele ser motivo de accidente de tráfico o actividades deportivas.

Síntomas

Los síntomas asociados a las fracturas de astrágalo producen dolor y tumefacción en la zona del tobillo. Problemas para cargar peso sobre el pie, después de haber tenido un traumatismo de alta energía. Limitación de la movilidad del tobillo.

Diagnóstico de astrágalo

El especialista nos realizará un examen físico y mediante, una radiografía podrá confirmar el diagnóstico de fractura de astrágalo. El especialista recomendará realizar un TAC para valorar desplazamiento y la afectación articular.

Clasificación de las fracturas deCLASIFICACIÓN FRACTURAS DE ASTRÁGALO astrágalo

Existen tres tipos diferentes de fractura de astrágalo. En función del tipo de fractura y su localización, el tratamiento y su evolución será diferente, por lo que es fundamental realizar un buen diagnóstico.

  1. Fracturas del cuello del astrágalo;
  2. Fracturas del cuerpo del astrágalo;
  3. Fracturas de la cabeza del astrágalo.

Clasificación de Hawkins de las fracturas del cuello del astrágalo

Tipo I: No desplazada.

– Tipo II: Asociada a subluxación o luxación subastragalina.

– Tipo III: Asociada a luxación subastragalina y del tobillo.

– Tipo IV: (Canale y Kelley): Lesión de tipo III asociada a subluxación o luxación astragalonavicular.

  1. Fracturas del cuello del astrágalo

La mitad de las fracturas de astrágalo se producen en esta zona del cuello del astrágalo. Ocurre que el cuello choca con la tibia en un movimiento de dorsiflexión forzada.

En 1970 Hawkins, después de diversos estudios sobre las fracturas de Astrágalo publicó la clasificación que lleva su nombre:

Fracturas tipo I de Hawkins: son las fracturas verticales no desplazadas del cuello del astrágalo. La línea de fractura diseca la articulación subastragalina entre sus carillas media y posterior, pero el cuerpo del astrágalo se mantiene en su posición anatómica. En este tipo de lesiones solamente uno de los tres aportes vasculares mayores del astrágalo se encuentra interrumpido, concretamente el que aborda el cuello en su cara anterolateral dependiente de la arteria pedia.

Fracturas tipo II de Hawkins: como en el tipo I también son fracturas verticales del cuello del astrágalo asociadas a una subluxación o luxación de la articulación subastragalina, permaneciendo la articulación tibioastragalina intacta.

Fracturas tipo III de Hawkins: es una fractura vertical del cuello del astrágalo asociada a sendas luxaciones de las articulaciones subastragalina y tibioastragalina. El cuerpo del astrágalo se encuentra normalmente roto y se desplaza en sentido posteromedial, quedando atrapado en la parte posterior de la mortaja tibioastragalina. Este tipo de fracturas requieren de una intervención urgente.

Fracturas tipo IV de Hawkins: son fracturas verticales del cuello del astrágalo asociadas a una luxación o subluxación de las articulaciones tibioastragalina, subastragalina y astragaloescafoidea.

  1. Fracturas del cuerpo del astrágalo

Las fracturas del cuerpo del astrágalo son menos frecuentes. En algunos casos resulta complicado diferenciarlas de las fracturas del cuello del astrágalo, siendo la línea inferior de la fractura con respecto al proceso lateral. Podemos distinguirlo si ésta alcanza la articulación subastragalina posterior. Existen 4 tipos distintos de fracturas de cuerpo del astrágalo:

  • Fracturas osteocondrales del astrágalo
  • Fracturas por cizallamiento y fracturas conminutas del cuerpo del astrágalo
  • Fracturas del proceso posterior del astrágalo
  • Fracturas del proceso lateral del astrágalo 
  1. Fracturas de la cabeza del astrágalo

Es de las facturas de astrágalo más comunes, y además resultan muy difíciles de visualizar o percibir. Suelen ocurrir después de una dosinflexion brusca cuando el pie se encuentra en flexión plantar completa, favoreciendo que fuerzas de compresión axial atraviesen la cabeza del astrágalo, o bien tras una dorsiflexión excesiva que provoca el choque de la cabeza del astrágalo con el pilón tibial.

Tratamiento de las fracturas de astrágalo

El especialista en CAMDE utilizará un tratamiento conservador o mínimamente invasivo si la fractura no ha producido desplazamiento, colocando un tornillo.

Si por el contrario, sí existe desplazamiento de la fractura, entonces el especialista recomendará realizar una operación para colocar los fragmentos en su sitio. El tipo de cirugía que se realizará dependerá de la estructura del astrágalo que esté dañada, de las lesiones asociadas a dicha fractura, entre otros factores. En las fracturas que asocien daño neurovascular o dislocación del tobillo, o en las fracturas abiertas, la cirugía debe ser urgente. Cuando nos encontramos el cartílago dañado  el especialista actuará dependiendo del grado de desplazamiento del fragmento osteocondral y su extensión.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Compártelo en redes!
Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on whatsapp

También te puede interesar

Pedir cita