¿Qué son los nudos en la espalda? 

Oímos hablar a muchas personas de los nudos en la espalda y no son otra cosa que contracturas musculares. La mayoría de nosotros, en algún momento, hemos experimentado estos bultos dolorosos. Aunque molestos, no suelen ser graves.  

Una contractura muscular es una contracción exagerada, continua e involuntaria de las fibras que forman el músculo. Los motivos son varios y pueden ocurrir en cualquier músculo. En general, la persona presenta una tensión en la zona de la contractura muscular.

Los nudos en la espalda, en ocasiones, pueden palparse a través de la piel como si se tratase de un bulto o zona endurecida que produce dolor local y altera el funcionamiento normal del músculo.

En CAMDE te contamos todo sobre las causas, los síntomas y lo más importante, cómo poder prevenir los nudos en la espalda. 

Tipos de contracturas musculares 

Podemos distinguir entre varios tipos de contracturas musculares dependiendo de las causas que las provoca como; los nudos en la espalda que se originan durante el esfuerzo físico o las que aparecen después; y las residuales, que van acompañan de otra lesión.

  • Contracturas postraumáticas o defensivas

Nos referimos a las contracturas musculares que se producen tras un impacto. Suelen ser de carácter rígido y de dolor intenso, pero no requieren de ningún tratamiento especifico, se recuperan solas después 48 o 72 horas. En este tipo, se encontrarían las contracturas cervicales.

  • Contracturas posturales

Son lesiones que se producen de forma lenta y progresiva por malas posturas o malos gestos. El dolor no suele ser lo más destacado, a no ser que la contractura se asocie con otros músculos cercanos. Entonces, encontraremos los típicos nudos en el cuello.

  • Contracturas por hipotonía

Los conocidos espasmos musculares. Se produce cuando el músculo está débil y le pedimos realizar una contracción más fuerte, entonces, se produce una contractura para evitar la rotura de fibras. Es muy común en la práctica deportiva.

  • Contracturas por deshidratación

Se produce por una contractura en el esternocleidomastoideo tras una ingesta de alcohol pronunciada. Pueden darse episodios de tortícolis por deshidratación de dicho músculo y acumulo de sustancias tóxicas que generan gran rigidez cervical y dolor importante al movimiento, así como dolor de cabeza o mareos. No suele ser grave y los síntomas de una persona a otra varían.

Causas de las contracturas musculares 

tipos de nudos en la espalda

  • Cuando realizamos un esfuerzo superior al que el músculo es capaz de soportar, ya sea en un momento puntual o por esfuerzos repetitivos.
  • Si el músculo está debilitado y no tiene la fuerza necesaria para llevar a cabo la actividad que queremos realizar.
  • El sedentarismo, los músculos no están en sus mejores condiciones por lo que son más vulnerables a las contracturas musculares.
  • Por posturas repetitivas, forzadas y mantenidas por largo tiempo.
  • Al realizar estiramientos bruscos de un grupo muscular.
  • El frío puede provocar una contracción defensiva que, mantenida en el tiempo, puede producir una contractura.
  • Mantener una mala alimentación e hidratación.
  • Las emociones como el estrés o la ansiedad liberan una serie de elementos químicos que llevan al músculo a un estado de contracción mantenida en el tiempo.

Síntomas de nudos en la espalda 

  • Dolor de cabeza.
  • Hormigueos o sensación de adormecimiento en extremidades.
  • Dolor y malestar, especialmente si es en el cuello, espalda, muslo, pantorrilla y glúteo.
  • Presencia de una bolita o bulto.
  • Dificultad para estirar el músculo por el dolor.
  • La contractura impide el movimiento y las actividades de la vida diaria.
  • Dolor, pinchazos o sensación de descarga eléctrica.
  • No puedes dormir o por la contractura.
  • El dolor perdura más de una semana. 

Tratamiento

Los mejores tratamientos para aliviar el dolor y procurar la recuperación de nudos en la espalda son:

  • Aplicar calor con una manta eléctrica, un saquito de semillas o el chorro de la ducha caliente, para conseguir un efecto analgésico y relajante.
  • Realizar masajes para hacer que llegue más cantidad de sangre hacia la zona de la contractura muscular favoreciendo la recuperación del tejido y eliminando metabolitos.
  • Hacer estiramientos es el método preventivo más eficaz para las contracturas musculares, ya que favorece la buena elasticidad muscular y las técnicas de respiración.
  • Vendaje neuromuscular.
  • Osteopatía.
  • Digitopresión.
  • Punción seca.
  • Técnicas para la liberación miofascial o autoliberación miofascial con rodillo.

Cómo prevenir los nudos en la espalda 

masaje nudos en la espalda

A continuación, te damos unos consejos para prevenir una contractura muscular. Síguelos y no te arrepentirás.

  1. Aplica calor en la zona afectada. Es una técnica muy sencilla que utilizan todos los fisioterapeutas para disminuir el dolor.
  1. Evita el sedentarismo e incorpora el ejercicio a tu rutina diaria.
  1. El yoga te ayuda a respirar y realizar ejercicios ideales para controlar el estrés y la tensión. La práctica del yoga relaja nuestro cuerpo, nuestros músculos y nos proporciona muchos beneficios en la espalda.
  1. Cuida tu postura corporal y asegúrate de que es la correcta. Descansa cada hora, levántate, camina y muévete, aunque sea por unos momentos.
  1. Calienta de manera adecuada los músculos antes de hacer ejercicio
  1. Elige un método de relajación beneficioso para la espalda como la aromaterapia, la música relajante, la meditación, los ejercicios de mindfulness, etc. 
  1. Mantén una buena alimentación, ejercicios, actividades relajantes y controla el estrés y la ansiedad para llevar a cabo un estilo de vida saludable.
Resumen
7 reglas para prevenir los nudos en la espalda
Nombre del Artículo
7 reglas para prevenir los nudos en la espalda
Descripción
Los nudos en la espalda y no son otra cosa que contracturas musculares. Es una contracción exagerada e involuntaria de las fibras que forman el músculo.
Autor