Dr. VICENTE DE LA VARGA

TRAUMATOLOGÍA DEPORTIVA, CIRUGÍA ARTROSCÓPICA Y REGENERACIÓN DEL CARTÍLAGO

Calcificación de hombro: tratamientos

calcificación de hombro
CAMDE
CAMDE

Clínica de traumatología y fisioterapia en Málaga

¿Qué es una calcificación de hombro?

Una calcificación de hombro es una tendinitis calcificante de hombro; consiste en un cúmulo en forma de depósito de pirofosfato cálcico intratendinoso. La calcificación de hombro es una causa frecuente de hombro doloroso, es de causa desconocida y afecta a adultos jóvenes entre 35 y 50 años; siendo más frecuente en mujeres. 

Fases del desarrollo de la calcificación de hombro

Fase de formación: en ella se forma la calcificación en el interior del tendón o en el espacio subacromial. Esta fase no suele ser dolorosa.

Fase reabsortiva: el calcio se libera en el interior de la articulación, este calcio es muy irritante y produce episodios de dolor de hombro intenso. En esta fase el calcio se puede absorber por completo.

Fase de reposo: el calcio permanece estable, no se forma pero tampoco se reabsorbe, suele coincidir con los episodios en los que el paciente no tiene dolor, pero en las radiografías o ecografías continúan apareciendo las calcificaciones.

Síntomas de la calcificación de hombro

Los síntomas de la calcificación de hombro son muy variados. En algunos casos la calcificación de hombro es asintomática y se encuentra por casualidad, o ser muy sintomática con dolor incapacitante e impotencia funcional del brazo. En las personas que la calcificación de hombro produce síntomas, el dolor puede limitar actividades diarias como vestirse y peinarse. La enfermedad cursa con brotes, en los que las personas que la padecen tienen episodios de mucho dolor de hombro y pérdida de la movilidad, alterna con episodios en los que el dolor desaparece por completo. Las temporadas entre brotes o crisis de dolor de hombro son muy distintas entre una persona y otro, en ocasiones el dolor no desaparece del todo entre fases. 

Diagnóstico de la calcificación de hombro

El diagnóstico de la calcificación de hombro depende en gran medida de la descripción del paciente de las características de su situación, anamnesis. Un hombro doloroso sin traumatismo, un golpe, irradiado hacia el brazo sin sobrepasar el codo, en un paciente adulto joven, nos hace sospechar de una tendinitis calcificante de hombro.

El traumatólogo en CAMDE podrá confirmar el diagnóstico de calcificación de hombro con ayuda de radiografías. Otras pruebas como las ecografías o las resonancias nucleares magnéticas no suelen ser necesarias, salvo en pacientes con un hombro doloroso en los que las radiografías no se observan los depósitos de calcio o la anamnesis no sea clara. Lo más importante es consultar con un especialista de hombro.

Tratamiento de la calcificación de hombro

El especialista en hombro recomendará un tratamiento inicial para la tendinopatía cálcica de hombro, es decir, tratar el dolor con antiinflamatorios no esteroideos, y acompañar con fisioterapia para evitar la pérdida de movilidad; además, mantener frío en la zona del hombro 10-15 minutos 2-3 veces al día nos ayudará a reducir el dolor.

  • Si el dolor de hombro es muy intenso el médico podrá recomendarte realizar infiltraciones con corticoide y anestesia local para combatir la inflamación. La decisión de infiltrar un hombro doloroso por una tendinopatía calcificantee depende principalmente del dolor del paciente. Las infiltraciones de hombro es un tratamiento muy eficaz para aliviar el dolor.
  • Como hemos comentado en los apartados anteriores, en las tendinopatías calcicas de hombro que no mejora tras meses con el anterior tratamiento, se pueden realizar tratamientos más invasivos como la cirugía o la punción aspiración. La punción aspiración con aguja gruesa, mediante anestesia local en la articulación del hombro, se utiliza para romper la calcificación con suero a presión, para esto debemos localizar la calcificación dentro del hombro mediante ecografía o radiografías, no es una cirugía como tal y no precisa anestesia general ni ingreso hospitalario. Es una técnica que no siempre funciona, debido a que en ocasiones la calcificación es tan dura que la presión del suero no permite romperla y es difícil de liberar todo el calcio.
  • Artroscopia de hombro, consiste en introducir una cámara y distintos instrumentos en el interior de hombro, para tratar las posibles alteraciones que se pueda encontrar, en este caso los depósitos de calcio y la inflamación asociada. Es una cirugía que precisa anestesia regional (sólo el hombro-brazo) y/o general y/o sedación.
  • El tratamiento quirúrgico de la calcificación de hombro puede recomendarse en pacientes que llevan más de seis meses con un hombro doloroso y el tratamiento conservador con fisioterapia e infiltraciones no ha sido suficiente. Lo aconsejable es consultar con un especialista en hombro antes de someterse a esta cirugía.

 

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Compártelo en redes!
Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on whatsapp

También te puede interesar

Abrir el chat